Limpieza y mantenimiento de barandillas de acero inoxidable

El acero es uno de los materiales más utilizados en la construcción, por eso es común usarlo en las barandillas que funcionan como protección en los espacios elevados y en las escaleras. Ahora bien, el brillo y acabado final del acero inoxidable es característico de este metal y es la razón fundamental para que su uso esté tan difundido.

Por su parte, diseñadores y arquitectos de todo el mundo echan mano de este material para crear barandas que, además de protección, son un elemento que mejora la apariencia de cualquier lugar donde se coloquen, por ello conozcamos un poco más sobre su limpieza.

barandillas de acero

Ventajas que ofrece una barandilla de acero inoxidable

Uno de los más grandes beneficios de usar una protección de este tipo, es la capacidad que tienen para que los lugares posean una apariencia sofisticada, limpia y moderna. Por otro lado, este metal es de excelente calidad y dura mucho tiempo en óptimas condiciones.

Sin embargo, la principal ventaja que ofrecen, es que a todo el mundo le encanta utilizar un pasamanos que se vea y se sienta impecable. Lo que convierte a las barandillas de acero inoxidable en la elección correcta, ya que son fáciles de mantener suaves al tacto y libres de suciedad y contaminación.

¿Cómo mantener las barandillas en perfecto estado?

Para mantener el atractivo de una barandilla de este tipo, es recomendable entender que lo más importante es cuidar su brillo. De esta manera se verá limpia y será agradable de utilizar.

Muchas veces, una mala limpieza puede dañar la superficie y ocasionar que el metal deje de brillar. Para que eso no ocurra (y para evitar rallones o manchas), hay que estar seguro de la forma correcta para limpiarlas.

En este punto es importante considerar que nunca se deben utilizar materiales ásperos como lana metálica o lijas para realizar la higiene de este tipo de barandilla o de cualquier producto de acero inoxidable. Incluso algunos paños de cerdas demasiado gruesas o duras pueden ocasionar ralladuras muy difíciles de quitar. Además, al dañar la superficie pueden ocasionar la pérdida del brillo del acero inoxidable.

De igual manera se debe evitar usar productos o detergentes abrasivos o con colorantes que puedan alterar el hermoso color de este tipo de metal.

Por último, es recomendable evitar productos grasosos o aceitosos que dejen restos sobre la superficie, ya que esos productos pueden facilitar la acumulación de polvo.

Consejos para la limpieza de las barandillas de acero inoxidable

Todos quieren que los metales estén siempre limpios y brillantes; por ello, para conseguir que tus barandas metálicas estén impecables solo debes seguir estos breves consejos.

Un punto importante para la correcta higiene y limpieza de las barandillas de acero inoxidable, es que el detergente nunca quede demasiado tiempo sobre la superficie. Esto podría ocasionar manchas desagradables o incluso marcas que podrían ser imposibles de remover.

Por esta misma razón es muy importante asegurarse de sacar por completo el detergente que se utilizó. En ese sentido, lo más recomendable es utilizar un paño limpio y suave humedecido en agua tibia. Se debe pasar varias veces el paño para asegurarse de que el detergente salga por completo.

Por último, para garantizar el brillo y la suavidad que caracterizan a estas barandillas, es indispensable pasar un paño seco, limpio y muy suave por toda la superficie. En este punto es importante tomar en consideración que el paño debe mantenerse seco y limpio de partículas que puedan deteriorar la superficie. Al respecto, cualquier humedad, puede resultar perjudicial para el resultado final, por lo que es recomendable tener varios paños destinados al secado de las barandillas de acero.

¿Cómo escoger el mejor detergente?

En el mercado hay muchos productos comerciales que funcionan bien y son muy recomendables para este tipo de limpieza. Sin embargo, hay una opción casera que es igual de efectiva y es una mezcla de agua tibia y un poco de vinagre, pero si prefieres uno de uso comercial, es recomendable usar un detergente que se pueda diluir en el agua. De esa forma se garantiza que el brillo se conservará de la manera deseada.

Por otro lado, es importante utilizar un producto que tenga Ph neutro. Además, los que contienen bicarbonato de sodio diluido, resultan grandes aliados para limpiar y dar brillo a este tipo de superficies. Así mismo, los productos a base de alcohol también garantizan la correcta limpieza sin riesgo de producir manchas.

En todo caso, si decides utilizar un producto comercial, es conveniente que en la etiqueta especifique que es apto para la limpieza de objetos de acero inoxidable.

Cosas que debes evitar al limpiar una barandilla de acero inoxidable

Como todo en la vida, limpiar los metales tiene algunos secretos que es importante conocer. A continuación, encontrarás algunas cosas que debes evitar para mantener tus metales relucientes.

Una de las primeras cosas que debes evitar es el uso de detergentes en polvo directamente sobre la superficie. Si lo haces, se pueden generar ralladuras muy difíciles de quitar.

Además, tanto si vas a utilizar un producto comercial como uno casero, es importante que evites los que contengan lejía o químicos a base de ella. Usarlos puede generar la aparición de manchas o corrosión, que puede resultar imposible de remover. Incluso si el daño es grande, es posible que sea necesario reemplazar la pieza afectada.

También es importante que tomes en cuenta que el cloro y sus derivados, al igual que la lejía, son productos dañinos para este tipo de metal.

Recuperar el brillo de las barandillas de acero inoxidable

Puede suceder, por múltiples razones, que las barandillas de metal se deterioren o resulten dañadas. Elementos como el polvo, ralladuras superficiales, marcas de pintura o manchas de café pueden hacer daño a las barandillas. Sin embargo, limpiarlas y recuperar todo su esplendor no es una tarea complicada.

Por lo general, es suficiente con mezclar un poco de bicarbonato de sodio y un poco de agua y aplicar esta mezcla con un paño suave. El siguiente paso es frotar directamente sobre la mancha. Es importante hacerlo suavemente, sin presionar demasiado y en varias repeticiones, ya que de esta manera desaparecerán las rallas y las manchas dejando las barandillas de acero limpias y relucientes.

Acude a los expertos en barandillas metálicas

Cerramientos Enjo es una empresa con más de diez años de experiencia tanto en la instalación como en el mantenimiento de barandillas de acero inoxidable y todo tipo de estructuras metálicas en Cantabria. Tenemos a tu disposición un extenso catálogo con muchos modelos donde puedes escoger el que más se adapte a lo que estás buscando.

Artículos relacionados

Encuentra tus artículos

Contacto

Teléfono: 942 59 20 85

Correo: cierres@mundocierres.es

Dirección: La Cueva, Barrio Villasante Cantabria, 39660

Contacta con Nosotros

Envianos tu mensaje