Empresa de Cerramientos en Cantabria

Cerramientos metálicos con mallas en Cantabria

Todo dueño de terreno sabe lo importante que es tener su propiedad bien delimitada. Los cerramientos metálicos te permiten hacerlo de forma rápida y sin gastar demasiado dinero.

En tal sentido, muchos casos los propietarios en Cantabria optan por instalar cerramientos con mallas metálicas. Este tipo de cerramiento, además de una excelente presencia, te brinda un alto grado de seguridad en tu propiedad. 

En este artículo encontrarás mucha información que te permitirá escoger el cerramiento que más se adapte a tus necesidades.

Los cerramientos metálicos y la seguridad

Este tipo de cerramiento son de los más usados en todo el mundo y es por una razón. Además de ser económicos y fáciles de instalar, son muy resistentes y sin recibir ningún mantenimiento, duran muchos años en óptimas condiciones.

Resisten muy bien las condiciones del medio ambiente como la lluvia o las inclemencias del Sol, incluso, algunos están recubiertos con un polímero especial que los protege de los rayos UV.

Por su parte, tienen muchos usos diferentes. Así, se pueden colocar prácticamente en cualquier sitio que se desee delimitar o donde se requiera seguridad para evitar el ingreso de personas no autorizadas. Pero tambien se utilizan para el control y contención de animales de granja como el ganado o animales de corral como las gallinas.

¿Cómo se elige una malla metálica? 

Por lo general cualquier malla metálica cumple con el objetivo de delimitar un área, pero cada tipo tiene características especiales con ventajas particulares. 

Así, antes de escoger una malla de metal, es importante que tomes en consideración algunos factores.

¿Cuál es el propósito de la malla metálica?

Según el uso que esperas darle, hay un cerramiento específico que es mejor que otro. Por ejemplo, si estás buscando el control de animales de corral (aves, conejos, etc.), la malla de triple torsión es la adecuada. 

Por otro lado, si te preocupa la estética sería mejor elegir una valla de paneles rígidos que brinda mejor aspecto sin perjudicar la seguridad. Es posible que simplemente quieras marcar los límites de un terreno o impedir el paso de animales, en ese caso un rollo flexible de malla de alambre es la mejor opcion. 

Ahora bien, si quieres cerrar una pista deportiva, es posible utilizar una malla tradicional con diseño de rombo, pero una electrosoldada con un diseño cuadrado o rectangular, brinda la misma seguridad con un aspecto más profesional y moderno. 

¿Qué se va a cercar? 

En este punto es importante considerar que área o terreno quieres cercar. Por ejemplo, es diferente la malla metálica que se coloca para delimitar el terreno de una finca o una propiedad muy extensa, a la que se utiliza en una piscina o un huerto casero. En el primer caso se requiere una malla que permita cubrir mucho terreno de forma económica y duradera, en tanto que en el segundo hay que enfocarse un poco más en la estética del cerramiento. 

Por su parte, si el objetivo del cerramiento es el control de animales, es muy importante tomar en cuenta el tamaño de los mismos. Para aves de corral la mejor opcion es la malla de gallinero, pero para animales más grandes como el ganado porcino o vacuno se debe instalar las mallas metálicas anudadas.

¿Cuáles son los diferentes tipos de mallas metálicas? 

Por lo general, todos los modelos de mallas metálicas tienen una gran fuerza y durabilidad, pero cada una tiene sus propias características. 

Simple torsión (ciclónica) 

Es la malla tradicional y puede ser utilizada en la gran mayoría de cerramientos. Está elaborada en metal galvanizado y en algunos casos cuenta con un recubrimiento plástico que puede ser verde, negro o azul. 

Se utiliza para cercar fincas, instalaciones deportivas, conjuntos residenciales y jardines, entre otros muchos usos.

Son muy resistentes, económicas y se pueden instalar en terrenos grandes o con elevaciones. 

Triple torsión

Son fabricadas con dos alambres de acero galvanizado que se unen formando zonas de tres torsiones enlazadas entre sí. Por lo general se utiliza en gallineros, granjas y corrales de animales.

Es muy resistente y su construcción impide que se desarme si uno de los alambres se rompe o deteriora. 

Mallas metálicas en paneles rígidos

Este tipo de cerramiento proporciona la máxima protección a lo largo de todo el perímetro de la propiedad o terreno que se quiere cercar.

Está compuesta por alambres soldados entre sí formando un diseño cuadrado o rectangular de diferentes tamaños. Hay varias marcas y fabricantes, pero se puede encontrar diseños en forma de rombos que van desde 55 x 55 mm hasta 55 x 200 mm. Los alambres son galvanizados y su grosor puede llegar a los 5 mm y y en algunos casos pueden estar plastificados con un polímero especial que los protege de la corrosión y los rayos UV. 

Estas mallas se venden en paneles que van desde 60 a 200 cm de alto y 200 a 250 cm de ancho.

Algunos modelos tienen (en su parte superior) picos defensivos que ayudan a hacer que los paneles sean más disuasivos.

¡Acude a la asesoría profesional en Santander!

Si necesitas cercar un área y requieres una cotización o si solo estás buscando más información, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Cerramientos Enjo es una empresa especializada en la instalación de todo tipo de cerramientos en Cantabria. 

Tenemos a tú disposición un amplio catálogo de diseños entre los que puedes elegir el que más se ajuste a tus necesidades y gustos.

¡Haz tu consulta y nos pondremos en contacto lo antes posible!